Una oración en primavera

Oh, danos placer en las flores hoy,

y haz que no tengamos que pensar tan lejos como la incierta cosecha,

manténnos aquí a todos simplemente en la primavera del año.

Oh, danos placer en el huerto blanco,

como ninguna otra cosa del día, como fantasmas en la noche,
y haznos felices en las felices abejas,

el enjambre revoloteando alrededor de los árboles perfectos.

Y haznos felices en el pájaro veloz

que súbitamente se escucha por encima de las abejas,

el meteoro que se arroja adentro con el pico listo,

y como salido de una flor en medio del aire se queda quieto.

Porque esto es el amor y no otra cosa,

aquello que está reservado a Dios

para santificar a todo lo que comprende su voluntad,

que sólo necesita que nosotros lo realicemos.

Robert Frost, trad. HM

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *