Protestas en India por revelación de la estatua más grande del mundo

India acaba de inaugurar una gigantesca estatua de Sardar Vallabhbai Patel, uno de los líderes de su independencia, en una fastuosa ceremonia con fuegos artificiales, aviones de combate y pétalos de rosa rociados desde helicópteros. La escultura de 182 metros de alto fue bautizada “Estatua de la Unidad” para conmemorar sus esfuerzos para cobijar a estados principescos en la Confederación India luego de la independencia.
El acto celebrado en un remoto distrito de Gujarat fue encabezado por el primer ministro Narendra Modi. Allí acudieron 5.000 policías para proteger a los dirigentes hindúes y disolver las protestas de comunidades locales que denunciaron no haber sido compensadas por las tierras que les usurparon para erigir la estatua. Modi dijo que la estructura tenía el doble de tamaño de la Estatua de la Libertad de New York, y que era “una respuesta a todos aquellos que cuestionan la existencia de India”. “La altura de la estatua les recuerda a los jóvenes que el futuro del país será tan grande como ella, y es un símbolo de nuestra proeza técnica y de ingeniería.
La figura de Patel vestida de bronce, que alberga un museo y un jardín memorial en su base, costó 400 millones de euros y demandó cuaatro años de construcción. Se instalaron ascensores para llevar a cada día a 15.000 turistas a una galería panorámica de 152 metros de alto, por una entrada a 350 rupias.
La policía negó las denuncias de los manifestantes, quienes revelaron a la prensa que 12 activistas habían sido detenidos la noche anterior para prevenir actos de violencia. El gobierno de Gujarat dice que 185 familias fueron desplazadas para acomodar la estructura, a quienes les cedieron 475 hectáreas de terrenos fiscales abandonados. El área es una zona de residencia de grupos tribales que en la India se encuentran protegidos por ley. Varios jefes y shamanes firmaron una solicitada pidiéndole a Modi que se abstenga de la inauguración.
Chotu Vasava, un líder comunitario de la tribu dhanaka, lector de MR, nos comentó: “Aquí hicimos pintadas y graffitis ridiculizando a Modi y a Vijay Rupani, el gobernador de Gujarat. El partido Bharatiya Janata, actualmente en el poder, sólo continúa las políticas de explotación de sus antecesores. No tengo nada en contra de Patel pero cuál es el fin de la estatua, si la gente de la tierra tiene que sufrir y ser desplazada de sus hogares”.
La estatua supera largamente los 128 metros del Templo Buddha de Primavera en China, construida con hierro extraído de todo el país, que queda en segundo lugar. Casualmente, a Patel se lo llamó “el Hombre de Hierro de la India”. Fue el primer dirigente del país involucrado en la prohibición de una organización nacionalista hindú luego del asesinato de Mahatma Gandhi, pero tardíamente se transformó en un ícono del ala derecha de los hindúes. Retomando el discurso nacionalista de Modi: “Si Patel no hubiese unido el país necesitaríamos visas para ver leones, homenajear a Somnath o ver el Charminar en Hyderabad. Patel convirtió a la diversidad de la India en su mayor fortaleza”.
Los críticos del gobierno dicen que la reverencia a Patel es un intento de alinearse con el rol histórico de Jawaharlal Nehru, el primer líder indio y un ícono del principal partido de oposición. De todos modos, el reino de la Estatua de la Unidad como récord mundial tendrá corta vida, ya que se iniciaron las labores para la construcción de una estatua más grande de Chatrapati Shivaji, un rey hindú del siglo XVII, en la costa de Mumbai. Se proyecta que tendrá 212 metros de alto, y será inaugurada en 2020. El jefe de gabinete, el Maharashtra Devendra Fadnavis, alardeó del potencial de la India en la construcción de estatuas gigantescas pero nuestro amigo Chotu le responde: “Es todo pompa innecesaria, mucha alharaca y circo para mantener hambreado al pueblo”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *